EPISODIO

De lujo, mejorando y con perspectivas

¿Quieres crearte una vida en la que te sientas FELIZ de participar?

Déjanos tus datos para recibir cada lunes un Happy Monday acompañado de mis secretos personales que sólo comparto por email. Para saber cómo lograrlo…

Happy Monday!

Como te conté la semana pasada, estamos en pleno proceso de pensamiento, ideación, planificación del futuro… en fin, un montón de cosas que llevando 5 años de Happy Mondays ya nos tocaba!

En este proceso, estoy pasando horas de brainstorming en lugares divinos como la playa, el aire libre… leyendo un montón (la semana que viene te voy a compartir algunos tips de un libro que estoy leyendo que está muy bueno!).

Entre otras cosas, estoy revisando cosas que hicimos y me encontré con algunos artículos que escribí incluso antes de crear mi empresa, ni de haberme re-inventado… y este «De lujo, mejorando y con perspectivas» es de 2009, año en el que adentro mío había una revolución de ideas con conflictos de intereses ¿Te identificas?:-)

Te comparto lo que escribí en ese momento, porque me encantó re-leerlo y darme cuenta de que efectivamente uno tiene dentro quien es y no necesitamos nada más que ser quienes somos. Esto te lo dejo para que lo pienses, que pienses qué es lo que tú llevas dentro que tienes que dejar salir!

Lo que sigue es el artículo, sin modificación.

De Lujo, Mejorando y con Perspectivas

Hace pocos días publiqué en mi estado de Facebook la frase que es título de este artículo. No es una frase mía, sino de mi amigo Ale, a quien cada vez que le pregunto cómo está, me contesta “de lujo, mejorando y con perspectivas”.

Te presento a Ale

Ale está rodeado de problemas y de gente con problemas que depende de él. Tiene una vida estresante, trabaja de lunes a sábado desde las 8 de la mañana hasta las 12 de la noche, el dinero que gana no parece nunca ser suficiente y pese a ser una persona entregada, cariñosa y divertida, Ale amanece solo. Sin embargo, cada vez que hablamos y le pregunto cómo está, siempre me contesta “de lujo, mejorando y con perspectivas”. Además, lo dice con una sonrisa en la boca que se nota incluso al teléfono.

Su frase me encantó y le pedí permiso para robársela y la publiqué en mi estado en Facebook. Los comentarios de mis amigos me hicieron reflexionar y darme cuenta que la felicidad es una decisión responsable y práctica.

La responsabilidad de ser feliz

Responsabilidad significa “habilidad para responder”.  Cada uno de nosotros elige, a cada momento, si quejarse o disfrutar del presente.  La realidad muchas veces es inevitable, pero hay que tener en cuenta que la realidad es en gran medida una percepción de los hechos.

Vivir una vida “de lujo, mejorando y con perspectivas” requiere ser una persona con la habilidad suficiente para hacerse cargo de la propia felicidad; tener la madurez suficiente como para abandonar la queja y asumir que si bien hay un 1% de situaciones inevitables, uno puede “decidir” cómo esas situaciones te hacen sentir.

La felicidad es una decisión práctica

Pocas cosas en la vida son “neutras”, o sea, no te generan ni algo positivo o negativo. Mi amigo Ale diría “todo lo que no suma, resta”. Comparto su dicho.

Entonces llega la parte práctica. En nuestra vida cargamos con una mochila, llena de cosas y personas. Lo primero es que si esas cosas o personas no te suman, te pesan. Por lo tanto, la decisión práctica está en quitarlas de la mochila.

¿Cómo? Con mi humor irónico característico, me puse a escribir el recetario práctico que compartí con mis amigos en FB y que a mí me ayuda a vivir una vida “de lujo, mejorando y con perspectivas”:

  1. Crea un entrada en tu teléfono que diga “no respondas” y pon todos los números de las personas que no te suman. De esta manera, cuando te llamen ni te enterarás porque en tu teléfono aparecerá solamente la frase “no respondas”. En tu email, lo mismo: crea una categoría de “inútiles” y los bloqueas, asignas como “junk” o simplemente les asignas el color blanco, de esta manera cuando te entren sus correos serán “invisibles”.
  2. Cambiar tu diálogo interior. Esta frase me la dijo otro amigo y se trata de que cada vez que pienses en algo o alguien que te resta, te estresa, te genera cualquier pensamiento negativo, PARA. Date cuenta; haz consciente ese diálogo y empieza a pensar deliberadamente en algo o alguien agradable.
  3. Pon manos a la obra y crea lo bueno. Una forma de empezar a crear es hacer lo que escribía Mercedes en Mujeres & Cia hace un tiempo: generarte un encuentro agradable. Elige deliberadamente cómo vivir el momento.

Creo que en la vida hay una cadena de coincidencias que va uniendo una cosa con otra. Todo lo que hay que hacer es poner un primer eslabón positivo y deshacerse deliberadamente de los negativos.

Ale, 9 años después y las buenas decisiones en la vida

Como este artículo lo escribí en 2009, hoy te puedo contar cómo está Ale. Está en pareja, ya hace unos años así que no amanece más solo. Bajó un montón de peso, por lo que se siente mucho mejor. Trabaja un montón, pero de forma más inteligente. Ahora se toma vacaciones:-) y sigue diciendo que vive «de lujo, mejorando y con perspectivas».

Y Ahora tú…

¿Qué te dices tú cada día? ¿Cuál es esa decisión consciente o subconsciente que tomas cada día y que si miras 9 años atrás se viene cumpliendo como una profecía?

Por otro lado, entendiendo que este artículo lleva 9 años y que ya hablaba de la felicidad y tenía mis recetas prácticas te habrás dado cuenta que todo esto ya lo llevaba dentro de mi. Luego lo descubrí, me preparé y comencé realmente a dárselo al mundo en 2013. Atreverme no fue fácil, pero ¿sabes una cosa? Fue inevitable…

Nota: En Ale y en mi amiga Ana O. me inspiré para crear mi fórmula de la simplicidad «lo que no suma, resta (esto es de Ale) y lo que resta multiplícalo por cero (esto es de Ana O.).

¿Qué llevas dentro tuyo sabiendo que tienes que dejar salir? Te leo en los comentarios y te espero en las redes!

 

Si te gustó, ¡compártelo con tus amigos!

Comentarios

VIDEOS RELACIONADOS
¿BUSCAS ALGÚN VIDEO DE HAPPY MONDAY?

CRÉATE LA VIDA

EN LA QUE TE SIENTAS FELIZ DE PARTICIPAR

Creemos que el mundo necesita mucha más gente que se atreva a dar lo mejor de sí, a desarrollar su potencial y con ello tener éxito y ser feliz. Por ello es que somos una empresa comprometida en dar las mejores herramientas a las personas de habla hispana para tener éxito y ser verdaderamente felices.

Nuestra misión es infundir la mentalidad de éxito en el mundo hispano y acercarles las herramientas en su idioma y sin importar el lugar del mundo dónde vivan.

Creemos fervientemente que en el camino de la vida, el trayecto de 7 a 10 (o de bien a excelente) es el más difícil, desafiante e interesante de recorrer. Nuestra especialidad yace en ayudar a nuestros clientes a transitar ese trecho de la forma más rápida posible.

Nuestro éxito es el éxito de nuestros clientes y, en consecuencia, ser cliente nuestro implica tener un compromiso total con alcanzar tu máximo potencial.

Nuestra filosofía está basada en un único concepto de servicio: SORPRENDERTE, dándote mucho MÁS de lo que le prometemos.